Espais literaris de Jesús Moncada

Començà la invasió

Començà la invasió

  1. Català
  2. Castellà
  3. (Mostra‘ls tots)

Los primeros rumores provocaron una cierta agitación –recordaba el viejo, parado sobre los escombros de la calle de la Muralla– pero nadie se los tomó demasiado en serio: una tormenta de verano sin consecuencias. Se hablaría de ello durante unos meses, de la misma manera que se había hablado antaño otras veces, habría un poco de ruido y el estrépito volvería a atenuarse hasta la siguiente reaparición. Sin embargo, aquella vez la predicción resultó falsa. Los rumores se hacían insistentes, los diarios comenzaban a hablar de ello, la inquietud creció y, ante la estupefacción de todo el mundo, un día de los carnavales de 1957, en medio de la euforia de bailes y pasacalles, comenzó la invasión.

Los camiones cargados de gente forastera llegaron por la carretera de Lérida, los potentes motores silenciaron el alboroto festivo y muchas caras se horrorizaron detrás de las máscaras. Los vehículos no se detuvieron en la población; siguieron un par de quilómetros Ebro arriba por el camino del Riber pero su paso había dejado un rastro de inquietud.

Camino de sirga, 275-276

© 2009-2010 Espais literaris de Jesús Moncada · Disseny de Quadratí